Archivo de la etiqueta: dinero

El Viejo San Juan: Turismo rompe culo

Mano, yo no soy una de esas personas que se la pasa en El Viejo San Juan. No sé. No me llama mucho la atención. No es porque no me gusta su historia ni sus alrededores. Para nada. Es el mero hecho que no me gusta mucho estar caminando mucho por lugares poblado de mucha gente. Me siento apretado y fino como peo de culebra. A esos casos respondo a un jangueo más pueblerino, ya tu sabes, a las barras de señores mayores donde recordar los viejos tiempos que “siempre son buenos” y hablar sobre el asesinato del niño Lorenzo y por qué García Padilla es o no es un cabrón mientras sientes el cantazo a Winston y perfume barato de Dakkar Noir. Pero la juventud llama a uno y yo, que no soy un teenager, a veces quiero presumir de que todavía aguanta una Calle San Sebastián o una caminata por El Paseo de La Princesa sin que se me salga un peo. Es por eso que me pasó por la mente darme una oportunidad y darle una visita a la capital de mi perdido país, Puerto Rico, San Juan, en especial a ese rincón turístico el cual llamamos El Viejo San Juan.

calleviejosj

San Juan. ¿Qué se puede decir de él que no lo sepamos nosotros? Un lugar de múltiples localidades donde el turista puede disfrutar de decenas de lugares de alto nivel cultural pero también de un alto nivel adquisitivo.

Yo no sé, en particular cómo es que en Puerto Rico tenemos una idea errónea donde pensamos que mientras más caro es el lugar más fino es. Miren, cabrones, podrá ser que sea más fino, pero no necesariamente se puede decir que se pasa cabrón y ésto que les voy a contar me pasó por cabrón, por huelebicho y masoquista pero me voy de culo que fue un mensaje del Divino Creador para recordarme el por qué no iba al Viejo San Juan para noches de jangueo intenso.

Les explico. Hace unas 2 semanas atrás tenía de visita en mi apartamento la visita de una amiga de años. Una amiga que vivió la vida al máximo. Que sabe lo que es joder y pasarla cabrón a lo Old Fashion. Jodedora desde los tiempos de En Casa con Juanma y Wiwi, tu sabes, que ha corrido mundo ya. Pero ella era de éstas personas que, al igual que yo, cuando querían calle, preferían la compañía de gente triste y despechada en un bar donde todavía se forran las paredes del baño con las mujeres del Bombón de Primera Hora en una jarda del pueblo olvidado por Job (Cayey) que irse al área metro.

Pero yo la convencí. Quise ser cabrón. Le dije que teníamos que salir de la misma mierda. Que teníamos que ir a El Viejo San Juan. Ella no se inmuto a aceptar. Seguramente compartía conmigo la idea de salir de lo cotidiano y pues, como yo también fui tan insistente, pues, no sé si fue por cortesía o por que no jodiéramos más, así que nos pusimos nuestras mejores ropas y nos fuimos a la ciudad capitalina y fue allí, en ese momento cuando vi por qué carajo es prohibitivo janguear allí.

Primero que todo, buscar estacionamiento es un bicho. Es un bicho porque esa ciudad jamás fue diseñada para automóviles por ende que todo carro queda pillado y para estacionarlo en una esquina de una acera (cosa que no hago así sea en una pista de aviones) yo soy un come mierda para eso, me siento obligado a meter el carro en un estacionamiento de esos multipisos. Es por eso que prefiero el Doña Fela.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Pues ese día estaba putamente lleno. Estuve 25 minutos vagando en el carro chequeando dónde carajo lo dejaba. Estando a punto de resignarme y regresar al Reino de Bayamón de regreso me dio por pasar de nuevo al Estacionamiento Doña Fela y pude estacionarme. ¡Por fin podía comenzar mi aventura de jangueo!

nosoyverdeNada, saliendo del estacionamiento pasamos por las diversas tiendas que ofrece El Viejo San Juan. Mano, a mí me da pena decir ésto porque a mí me gusta respaldar lo que es nuestro, pero puñeta, El Viejo San Juan es como un China Town. Coño, de 5 tiendas que podía entrar a ver de ropa, accesorios y chucherías, 4 tenían mínimo el cabrón coquí verde, camisetas que puedes encontrar en Barbados o San Martín con un negro jamaiquino fumando un blunt, y mierdas alusivas a piratas entre otras cosas más. Los llaveritos que dicen Puerto Rico que atrás dicen “hecho en Perú” y cosas que un boricua y cualquier persona que haya pisado mínimo un Canton Mall por accidente sabe que todo lo que ves es fake y a unos precios bien hijo de puta. Lo que ves en una de esas tiendas se repite en las otras tiendas de alrededor.

pizzamierda

 

Anyway, luego nos picó el hambre y me pasó por la mente invitar a mi amiga a comer y yo, como soy un cheap ass motherfucker la invité a comernos una pizzita de esas que venden cerquita de El Paseo de La Princesa donde se para cerca guagüitas de comestibles, piraguas y otras jodiendas más. Mano, $5 dólares por 2 minúsculos trapos de pizzas que te juro por el culo que me cagó y me dio vida que era la pizza más mierda que he comido en mi vida. Loco, te digo, las pizzas Totino’s que venden a peso y pico en Amigo sabían superior y tienen un aspecto sumamente mejor a ese cartón con queso y peperoni que nos comimos. ¡Ojo! Eso no incluye el refresco.

image2

Ya que estaba en El Viejo San Juan pensé que más podría pasar mal. Mi gente, luego de caminar por todo El Paseo de La Princesa y llegar hasta la Puerta de San Juan enfrentándome a la peste a orín rancio que dejan los borrachos locales e internacionales decidimos que ya era hora de darnos una cervecita, pues coño, nos la merecemos. Subimos y caminamos como Forrest Gump luego de un mental breakdown y decidimos si entrar a una u otro local. Uno de los locales estaba lleno y eso a mí como que no me motivaba pues la verdad es que estaba lleno de muchachería y no sé, los ambientes llenos jamás han sido mi fuerte pues los considero pesados en especial cuando tengo a una invitada enchapada a la antigua. Así que pues, decidí entrar a una barra que se veía medio vacío a ese hora (picando las 7:00 PM) llamada Ostra Cosa. Es aquí donde comienza mi terror.

image3

Tiro el nombre porque me importa un bicho. Ostra Cosa. Ostra Cosa en El Viejo San Juan es sin lugar a dudas el motivo de éste post. Puñeta sí, porque lo que les voy a contar llora en los ojos del Niñito Jesús. Ostra Cosa es una barra/restaurante que creo que no saben si están localizados en El Viejo San Juan o en el puto Dubai porque puñeta jamás me he sentido tan asaltado en mi vida. Pues como ustedes, mi panita y yo queríamos darnos unas cervecitas mínimo para recuperar energías tras caminar esa longa en el Paseo de La Princesa y pues, parte de la dinámica de salir era pues, darnos alguito por cuestión de decir que nos dimos alguito en un lugar que no era lo mismo de siempre y miren que si que tenía razón con eso de que era “un lugar diferente”. ¿Ustedes podrían creerme que 4 cervezas Medalla me salieron en $20 dólares? Sí, como lo acaban de leer 4 Medallas por $20 dólares. Me cago en Dios.  Jamás en la vida me he sentido tan fuckingmente asaltado. Chacho, con $20 me compraba una cajita de Medallas y me las llevaba a casa. ¿Y saben lo más cabrón? Que yo tenía una cajita en mi puta casa. Gracias a Dios o al Diablo que no me pasó por la mente comprar Heineken en ese momento o que me pagara 5 rondas de cervezas porque sino tendría que sacar $100 toletes. Y eso que estaba pendiente a una picadera que se trajo el bartender a la barra. Que bueno que no fui tan babilloso de pedirlo. Tanto fue la impresión que dio mi rostro que hasta el mismísimo bartender me miró y me dijo que comprendía mi sorpresa, corage, ira y decepción. Que tanto era así que ni el mismo recomendaba beber allí. Hasta me dio el nombre de otra barra con un Happy Hour bien bellaco. La verdad es que enganché los guantes. El daño ya estaba hecho. Me cago en la madre.

Tanto fue la impresión que causó esa mierda en nosotros que decidimos irnos a la puta de allí, directamente al Estacionamiento Doña Fela donde de camino a Bayamón hablamos sobre cómo ése día tuve una de las experiencias más bicho de mi vida. Cada 20 segundos de conversación salía a relucir por mi boca cómo fui asaltado, apuñalado con un cuchillo de carne por el centro del roto del culo de forma simbólica (y con las bolas también) por Ostra Cosa del Viejo San Juan. Tanto fue mi impresión  juré o pisar El Viejo San Juan, al menos no en calidad de jangueo. ¿Sabes por qué? Porque janguear cuesta un bicho allá.

Entonces ahora me pregunto por qué en Puerto Rico todavía la gente se cuestiona cómo es que hay un bajón en el turismo que nos visita. Puñeta, es obvio por qué. Porque estamos convencidos que más caro es igual a que es mejor y la verdad está muy lejos de la realidad. Por eso es que el turista no le gusta gastar como Dios manda aquí. Porque lo que tenemos aquí en la isla es un montón de mercaderes y farsantes de cartón que quieren coger al que no conoce de pendejo con sus sapitos color verde y mierdas así.

Coño, la República Dominicana se ha esforzado más y más en darle a sus visitantes una vida cómoda y de excelencia.Que se sientan cómodos y siempre buscando la felicidad en cada rincón que pasen tanto dentro como fuera del hotel. Los dominicanos están años luz frente a nosotros en el turismo. Ahora con la apertura próxima de Cuba y salida del bloqueo creo que tanto ha jodido a nuestro hermano país, el fururo inmediato del turismo en la isla está en veremos. ¿So que qué aremos? ¿Que nos importe un bicho y seguir pagando os $5 pesos por cerveza o nos ponemos pa’ nuestro número? Ostra Cosa, cágate en tu madre y mámenme mi diminuto bicho indignado. A mí me cogen 1 vez pero no 2.

Jarto de odio. Su amigo inexistente;

-Merdócrata Bloguero.

Manual Para El Joven Bellaco

Todo hombre es basura por naturaleza. Negar lo mismo es una cosa terrible y contra natura. Es por eso que el hombre debe de cuidarse siempre porque nunca sabe qué demonios le puede esperar en la vida porque las mujeres son unas cabronas todas y cada una de ellas. Hablo claro. Directa o indirectamente buscan la forma de joderte pues piensan que estás ahí para un propósito en la vida y es chingártelas a todas y cada una de ellas. Nada más lejos de la realidad. ¡Por algo Dios les dio una crica! Como ellas lo saben buscan la forma de ponerte a la defensiva. Te insultan, ta hieren, te tratan como mi rostro (como mierda). Es por ello que esta guía que redacto y expongo a continuación te servirá de ayuda, joven lector, para que puedas lidiar con todas esas zorras con un tajo entre las patas desde tu temprana edad de buen mozo para que de esa manera jamás pases por el infortunio de ser jodido y ser la burla de todas las chamaquitas pre-universitarias de tu escuelita, mamabicho.

 

mirapajero

¿Qué es una mujer?

Primero que todo debemos de expresar qué es una mujer. Una mujer es una criatura bípeda primate y que según dice la ciencia tiene conciencia. Sus cromosomas son XX no solo le hacen ser femenina sino poseedoras de todo tipo de herramientas para explotar a un macho al máximo. Son criaturas peligrosas por naturaleza y que están hambrientas de bicho siempre y cuando el mismo esté forrado de billete. No obstante son criaturas golosas. “Eye Candy”, todas ellas. Es rara la mujer que puedas decir “no se lo meto ni con el bicho de Magnum P.I.” y las que no se los quieres meter es porque tienes miedo a que tus amigos se burlen de ti porque en realidad, acá entre nos, se lo emburrarías igual. Seamos sinceros; son criaturas que despiertan pasiones y pensamientos pecaminosos hasta al más casto de los hombres. Todos tarde o temprano tienes que hacerse una buena paja a nombre de una u otra. Ellas no quieren saber quién se la hace a nombre de estas pero la verdad es que les halaga. Gozan de joderte la mente. Un cáncer que te corroe el cerebro y la tarjeta de crédito. En el peor de los casos hasta el bicho. ¡Ojo!

El peligro de las mujeres es constante. Nunca se es tarde en errar. Es por ello que a las mujeres siempre es sumamente importante siempre echarles el ojo y desconfiar en ellas en cada momento. ¡Duda todo de ella! Hasta el Padre Nuestro. Ellas no son malas solo en su juventud, son malas toda la vida, aunque si reflexionas bien, malo es el alcohol y el cirarrillo y aún bebes limonsillo y fumas Newport detrás del comedor de la escuela. ¿Por qué? Porque gusta. Te hace sentir cabrón. Lo comprendo. Déjame educarte, cara de culo. Merdócrata te dará unos tips de sobrevivencia para que salgas airoso.

Conócete a ti mismo

Eres un chamaco pelao’, con barritos y lo más cool que tienes es que te sabes todos los nombres de los 600 y pico de Pokémon. Eso no baja pantis mi hermano. Ni remotamente. Tienes que aprender que tienes todas las cualidades que ninguna mujer desea para salir contigo y mucho menos darte el canto que tanto deseas. Triste es cuando teniendo tu esas cualidades osas aún así de tirarle maíz a las jevas. Ella no caen con eso. Lo más que puedes conseguir con es la negación absoluta de todo ser con un tajo entre las patas. Socio, desnúdate frente al espejo y dite a ti mismo “soy gordo, flaco, mellado, apesto, mi pelo es horrible, mi cara está hecha mierda, soy bizco, torpe, soy un pésimo deportista, soy charro…” entre otras cosas más. Nada es más sano que reconocer que tan basura eres.Yo lo reconozco después de viejo, reconócete tu también, cabrón.

SniperElite2_Hero

Enfócate en tu objetivo

Estás que hasta el roto de un saca puntas te para el bicho, lo comprendo. Pero uno tiene, como primerizo en el bellaqueo señalar un objetivo. Suena extraño porque el buen bellaco come hasta cartón mojao. No obstante una cosa es ser un gran bellaco y otra cosa es ser bellaco y llegar a meter. Ligar por ligar cualquiera liga, no obstante cómo puedes tocar un culo (de mujer) sin ser rechazado a cachetadas y una orden de protección son otros 20 pesos. ¿De todas esas zorras que conoces cuál es la que más quieres darle un tablazo? ¿María la sexi estofona de buen trasero y escasas tetas? ¿Jessica la puta del salón que le debe de caber un poste por el crico? ¿Damaris la futura empleada del mes de Wendys? ¿Yadira la de los cocos bravos? Hay una gama amplia para escoger. Se paciente. Imagina que eres un francotirador esperando disparar al enemigo. El francotirador debe de permanecer inmóvil esperando el momento oportuno. ¡Aprende! Es la misma ciencia. La diferencia que el tiene balas de promo y tu balas de leche vieja cuajando.

Dime con quién andas y te diré quién eres

Las mujeres si por algo se caracterizan es en ser tremendas observadoras. Ellas miran su alrededor para saber qué cosas explotar y/o abusar. Jamás podrás liar con una chica si te ve a ti cerca de personas tan tierra como tu. Estos amigos tuyos tienen tus mismas malas costumbresy aficiones tuyas que realmente lejos de atraer lo que servirán son de apartarte más y más de esa chica que tu tanto tienes ganas de darle y no consejos. Habla con tus amigos y explícales la situación. Diles, “Cabrones, ustedes son vírgenes y no chichan y yo soy un vírgen con esperanzas de chichar algún día. Nada personal. Hablamos por Facebook o alguna mierda así. Chequiamos.” Es cierto eso de que Bros before hos, pero la verdad es que eso pasa solo cuando ya tu hiciste el jackpot. Luego de eso te es indiferente cuántas te chichas o cuántas le mamaste el culo. Te van a criticar. Te van a joder… ¡Se joda! Tu solo tienes un amigo en este momento  y ese amigo se llama Merdócrata.

snakefart

Fino como peo de culebra

Aunque no lo queramos aceptar (y me incluyo yo mismo en la ecuación), si queremos una chanza remota de tener una chica así sea para agarrarnos las manos y hablar mierda por celular las cabronas piden como requisito mínimo que aprendamos a vestir bien. Ahora, cuando digo vestirnos bien no me refiero vestir bien según mis gustos en la moda. No mijo no. Me refiero a vestir bien según los estándares que tenga la chica que te gusta. Tu eres un metalero puerco, con tus t-shirts de Iron Maiden y pantalones negros con correa de puyitas y tu chica objetivo tiene este crush cabrón con cacos de mierda, mi hermano, tu sabes lo que tienes que hacer. Comienza a comprar pantalones skinny, escuchar dubstep aunque no tengas puta idea lo que sea y usar gorritas aplastadas. Si eso es lo que la hace mojar, ¿qué puedes hacer? Esto es como la regla básica del comerciante: tu no vendes lo que a ti te gusta tu vendes lo que a la gente le gusta. ¿Tu? Mijo tu moral, tus principios en el vestir valen mierda. Haz que esa pendeja te coma con la mirada. Me lo agradecerás.

¿Papi, me prestas el carro?

De la misma manera que el guerrero medieval tenía su corcel para rescatar a la damisela un buen joven bellaco tiene que tener un carro a su disposición. No hay instrumento que más moje a una mujer en sus primeros años de juventud que el carro que tiene un chico. Tener carro propio es como pescar con dinamita en un río… ¡No es justo! Es un overkill en cualquier liga. Pero la realidad es que es raro que tengas carro propio. Lo más que tienes es esa licencia de aprendizaje (si es que la haz sacado) o que te hayan prestado el carro para comprar pan, leche y huevos para el desayuno. No tienes nada realmente y estás que te arropa la brown. Tu quieres ranquiarte, lo sé. Es por ello que tienes que hacer lo siguiente. ¡Portate bien! ¡Se lambón! ¡Sube el promedio, pelabicho! Suaviza el corazón de esos padres recalcitrantes que te ven como un estorbo y que vas a la escuela a calentar sillas y más nada. Si eres un chamaco inteligente y que eres un nerd de la vida te felicito pues puede ser que tengas ese carro a la vuelta de la esquina pero sabiendo que la mayoría que lee este blog seguramente son futuros desertores escolares pues te diré que debes de cambiar tus hábitos. Mantén a tus padres contentos, lava el carro, dile a mami que eres especial para ella y que deposite un poco de confianza en ti. Quizás lo lleves a la escuela un día. Si sientes olor a bacalao cuando abras la puerta significa que acertaste. Las putas estás mojadas por ti.

Papi y Mami: Tus Mejores Amigos

Tienes que pelear en dos frentes que son tus papás y la cabrona que quieres garchar así sea en tus sueños. En una guerra donde puedes salir herido en cualquier momento y debes de ir a la segura en todo momento es impresindible tener un aliado aunque ellos, pues, no lo sepan y ellos son tus padres. Como mencione en el ejemplo anterior del carro, tener un padre o una madre de buenas te sirve para bien no importa la situación que se te presente. ¿Atropellaste un vendedor de El Vocero? ¿Te acusaron como uno de los autores de la Masacre de La Tómbola? Mami y papi te apoyarán siempre y cuando le caigas bien. Nada dice Te Amo Hijo más que cultivar el amor de tus viejos con años de devoción y sacrificios hacia ellos, aunque la realidad es que seguramente los has tratado como mierda. Mamabicho, en tu caso tienes que cultivar ese amor hacia tus padres  con abono del más caro posible. Lambonea, besa, llora, suplica, quiere, usa todo verbo y adjetivo que permita mercadear a ti, pelota de cabrón en un joven sensible pues serán ellos los que darán visto bueno a tus andanzas como buen bellaco en un futuro no muy lejano.

Papi y Mami: Mi Minita de Oro

Todos sabemos que eres un pelao y por ende debes de hacer de tripas corazones para poder generar un capital que sirva para invertir en una jeva. ¿Qué es una inversión en una jeva? Hacer acciones como llevarla a comer Burger King 😉 , invitarla a salir al pueblo, regalarle un detallito, cualquier mierda que no sea para ti sino para ella. Cabrón, si eres un pelao, ¿qué carajos vas a hacer? ¿Ahorrar semanas o meses para sacarla a pasear a un Ponderosa de la vida y cagarte en tu progenitora porque todo lo que guardaste te lo botaste en comida que seguramente la cagarás en las próximas horas? No seas pendejo. Una mujer que no es nada tuyo no merece ni una pizca de tu buen dinero. Se listo. Esa relación que empezaste a crear con tus papás trabájala y sácale partida. Habla con tu papá. Entre varones nos entendemos. Dile que conoces a una chica que está dura y que deseas salir con ella pero que estás pelao. Un padre que quiere a su hijo y que ha vivido la experiencia de querer mojar un nugget en su adolescencia se identificará con él. Quizás te suelte un $20 que no son malos. Si eres sincero con el quizás te los dé y se los piense. Si se lo dices y acompañado le dices que pasarás el trimer al patio de la casa  le lavarás el carro hay un margen mucho más grande de tengas éxito.

couple talking

El Arte del Buen Hablar

El arte del buen hablar es una cualidad que no todo el mundo domina y solo aquellos que son unos “masters” en esa cabronería puede llevarse a la mujer que sea y omitir todos los pasos anteriores que he dicho pal’ carajo. Obviamente el arte del buen hablar o mejor conocido vulgarmente como la labia conlleva mucha práctica que obviamente no tienes. Tu estás empezando y eres joven pero estúpido. Es hora de que aprendas a hablar. Aprender a hablar no es decir las cosas correctamente. ¡NO! Es decir las cosas que ella quiere escuchar. Dile lo que sea aunque no lo sientas. Fuera de vacilón. Dile que tiene la piel suave, sus ojos grandes y deslumbrantes, un cabello hermoso. Que se yo. Las cosas hay que decirlo con un tono y sutileza. Es como cuando estás lamboneando a tu mamá para que te preste los controles del PS3 solo que a esta si se lo quieres meter… algún día. Tienes que analizar a tu chica y cuestionar qué cosas son las que le llaman la atención a ella. ¿Hacerse las uñas? ¿El pelo? ¿La farándula  ¿Hablar de la vida romántica de Selena Gomez o qué tan cool es Justin Bieber? La mierda que sea que a ella le gusta re-búscalo por la Internet  el proceso de investigación que tanto se supone que te jodieron en la escuela para que aprendas utilízalo a tu favor. Rebusca todo, no dejes nada. Cuando una mujer encuentra un hombre que sabe comunicarse bien y de cosas que le apasionen de seguro que lo querrá tener en su círculo de amistades y quizás, cabrón, aún más cerca.

¡Hazla Reír!

Hacer que una mujer te logre escuchar y se sienta identificada con los temas que tu les pones es bueno, pero cuando tienes el donde de hacerla reír entonces ya la tienes prácticamente en el bolsillo. No hay encuesta en Internet o donde sea que no diga que una de las cosas que más las mujeres quieren en un hombre es que la hagan reír. ¿Suena tonto? Si. Tu solo quieres meter. Pero la verdad es que la realidad de la mujer es que ellas son locas con la risa. Si la haces reír te consideran un chico divertido, simpático. ¿Cómo puedes hacerla reír? No sé, haz videos en YouTube con charrerías. Muchos Vlogueros de YouTube le funciona; también puedes tomar fotos y subirlas a YouTube haciendo tonterías y etiquetándola a ella y a sus amigas para hacerte ver el más loco del corillo. Ser charro en Internet es un arma que solo se limita al Internet por favor no lo apliques en la vida real. Se travieso, picarón, un jodedor en la vida real, un pautoso de mierda en la Internet con tus locuras que solo un pellizca bicho con el IQ del nene retardado de Los Vaqueros de Bayamón del baloncesto encontraría divertido.

y por último pero no menos importante…

keep-calm-and-ignore-her-11

Mantén La Calma y Pichea

Es la máxima expresión para poder lograr la atención de una mujer. La tienes en su foco de atención, habla contigo, salen juntos, comen juntos y toda la mierda. Ahora de momento simplemente picheala. Sí, pichea a esa pendeja. Aunque entiendas que es un suicidio bellaquil y que pones en peligro tu pesudo-relación con ella, no seas pendejo y no le cojas las llamadas, ni respondas sus mensajes de texto ni nada. Cuando hable contigo en la escuela o te la encuentres en el shopping o algo háblale con monosílabos: sí, no, ujum, ok, ajá, etc. Quiéres ser más cabrón paséate entre las amigas de ella, tripea con ellas y cuando esté cerca muévete y si quieres hacer un overkill, cabrón, háblale a la chamaca que más le caiga mal. Con eso nada más dale de 24 a 48 horas para que veas cómo es que estalla. Comenzarán los rumores, las calumnias, las peleas, los dimes y diretes diciendo que fulana es más puta que la otra. Al final podrás ver como es que la muy pendeja podría hasta pelearse por ti. Cuando eso pasa mi hermano lo conseguiste. Tienes a esa mujer a sus pies. Simplemente échale un poquito de maíz, dile que pensabas que ella no quería nada contigo, dale el breik de que se sincere contigo. Lograrás una confesión y listo será tu jeva y no solamente tu jeva sino que literalmente TU JEVA. 

Esa mujer cagará, meará, comerá, pensará solamente en ti. No te puedo garantizar que con esto te la lleves a la cama joven lector. Pero por lo menos puedes ranquiarte con el corillo y decir que tienes novia o algo y así todos pensarán que eres el rey del bellaqueo. Además, para presumir no hace falta decir la verdad. A tus amigos puedes decirle lo que quieras. Que tiene los pezones rosados como chicle Bubaloo, que tiene el tajo de la crica como si Jason Voorhees se lo haya hecho con un machetazo o que te dio el huequito anal mientras salabas el carro que te prestó tu papá. Los hombres mentimos para llenar el vacío que la realidad no puede llenar. Tus amigos te respetarán y te considerarán el macho alfa. Sigue mis consejos que son genuinos y efectivos. Te lo digo yo, un hombre con cara e mierda que escribe por Internet. Seguro no miento.

¡Feliz Bellaqueo!

8=======D

Papi: El Donador De Esperma

dad-loveHola compañeros de la red cibernética, les habla el que le enseñó a los pollitos a decir “pío”, Merdócrata. En la noche de hoy quiero hacer un post bastante especial pues pienso que me iré un poco a la realidad que pasa muchas personas, mujeres e hijos que han vivido la mala experiencia de tener consigo a un donador de esperma como esposo y padre de sus hijos. Siempre he pensado que es una de las historias que más se vive en la realidad actual de nuestro Puerto Rico. Un cabrón enchula a esta muchacha o le cae super bien, ella sede a sus encantos, sale con él, el tipo es un hijo de puta, ella una dama, pero ella cree que el tipo es un tipo cool a pesar de sus defectos, una cosa lleva a la otra, chichan, se le vienen dentro, preñan y se juyen. Claro está, cada historia tiene sus ramificaciones y sus contradicciones menores pero más o menos ronda ahí.

Una buena bloguera llamada Ruca Zombie me dijo un día palabras sabias que deben de ser universal en cada mujer para poder llegar a ser feliz en una relación: “una mujer debe de ser una dama en la calle y una puta en la cama”, eso, compañeros, es muy cierto. Hay mujeres que simplemente no se cuidan y son putas en la calle y putas en la cama y se lo dejan meter del primer puto que les moje la crica. Peor aún también encontramos aquellas que son putas en la calle y damas en la cama y ven como tabú que le devores el culo después de cagar “porque está sucio”. Hey, hay de todo en la viña del Señor. Es fácil juzgar a la mujer por qué tan bellacas son y por el tamaño de los gajos que tienen.

¿Saben que sé medir el tamaño de la crica de una mujer por el tamaño de su frente?

Bueno, pero que pasa cuando el problema no es necesariamente la mujer. Cuando la mujer jugó fair and square, entiéndase, jugó su rol bien como amiga, como novia, como concubina, como madre. ¿Qué pasa cuando las cosas llegan a un punto donde esa mujer se desvive por su rol y tiene como recompensa un mamabicho como esposo? ¿Qué pasa cuando el hombre se encarga de cagarla y herir su relación? Sencillo, pasan los roces. El tipo llega tarde, busca lo que no se le ha perdido en otro lado, llega borracho, ajumado, jendido, en otras ocasiones hasta drogado, apunto de un over, con el corazón en la mano la mujer pensando cuándo es que regresará ese infeliz hijo de la gran puta, rogando a Dios que esté sano y salvo.

fergallo

El hombre es sucio por naturaleza, lo sé, soy uno de ellos, lo primero que veo en una mujer son las tetas y me fijo muy bien si tiene los pezones erectos, sigo por su culo (de mujer), imaginando cómo es que se le mete la poca tela del gistro entre los cachetes del culo. Yo personalmente, soy un asqueroso ser Copro-Humano. ¡Lo admito! Pero jamás podré decir que soy un asqueroso mal padre. Bueno, no puedo ser un mal padre porque yo de por sí no tengo hijos. No puedo. Es cierto. Las ventajas (o desventajas, según el caso) de ser Merdócrata es que la mierda apesta, hiede, enferma, ensucia, caga pero no preña. Mi leche es estética. Aún así entiendo que quisiera ser padre algún día. Así sea de hijos que no sean míos de una mujer que esté super dura y que llene su cuarto de tributos al Oscuro, adoptando un gato bellaco que trepe escrines cuando escuche el miau de una gatita, de alguna pentecostal o una Mujer Caballo… bueno, Mujer Caballo no, ese es un capítulo cerrado en mi vida. Pero entienden el mensaje, Merdócrata desea ser padre así sea postizo. ¡Me desvivo por ello! Mostrar blasfemias a mis hijastritos, enseñarles a ligar nalgas en Canton Mall a lo Manny Colón, o enseñarles el valor del culo (de mujer) y ante todo, tratar a las damas con amor.

¡Amor mamabichos! Ese es el detelle. Una mujer que quiere de verdad no quiere por los chavos que ganas, por cómo sean tus looks aunque vistas de camisas compradas en Walmart, aunque tengas el carro puerco y sucio, o con una barba tan hija de puta que no te bese porue tus pelitos le raspan. Welebicho, ella te ama por lo que eres. Ella te ama porque eres proveedor, porque eres fiel porque eres atento y ante todo, porque eres padre.

Dicen que madre solo hay una. Yo digo que padre solo hay uno. Un papá provee, protege, ama a sus hijos ante todas las cosas. ¿Tu eres de esos? ¿Eres de los míos, que pensamos así? ¿O qué? Yo digo que los peores padres del mundo deben de venir de un pueblo salvaje de Puerto Rico, sin civilización ni temor a Dios. No sé. Creo que los del pueblo de Cidra son los más mierda. No sé, me huele que allí hay de esos tipos de padres que prefieren tomarse fotos con alguna gallina antes de fotos con los hijos. Apuesto que prefieren chingarse una yegua entre un bonche de panas antes de brindarle amor a la madre de sus retoños. De esa calaña de hijos de puta que prefieren mecanear un carro antes de mecanear su relación con sus nenes. No sé, me huele a que Cidra a de ser un pueblo mierda. No me sorprende.

fuddwomanCabrón, hablando claro, tu que estás divorciado, hijo de puta, te pregunto, ¿Cuándo fue la última vez que vistes a tus hijos? ¿Cuándo fue la última vez que le dijiste te amo, no en un Twitter o Facebook, cabrón, pero a la cara, de frente, con el corazón de la mano? ¿Qué pasa junkie? ¿Acaso preferiste la bolsa de perico antes de dormir acurrucando a tu hijo? ¿Cuánto cuesta tu amor de padre? ¿Cuántos gramos de cocaína sirvió para borrar tu responsabilidad? ¿Cuándo preferiste oler perico que la mierda que cagaba tu hijo? TU HIJO.

Si eres padre, cabrón, aunque estés divorciado de esa buena mujer o de esa puta de mierda, recuerda que te divorciaste de tu ex pero no de tus hijos. Si te hace sentir mejor, muestra a ella que estaba bien equivocada cuando el juez te clavó con la pensión. Preocúpate, paga, responde, procura a tus hijos. Quizás algún día en tu lecho de muerte sea esos hijos tuyos aquellos quien te dará un beso y te dirán adiós, y te acompañen a ese sendero donde nadie despierta.

Ama cabrón, ama.

Recuerda, hasta los animales quieren a sus crías. El único animal que odia a sus crías eres tu, cabrón.

Muérete

Bebes que la cagan en el cine

Puñeta, yo no sé que carajo pasa en Puerto Rico y los cines. No se si esto es una mierda que pasa universal o que solo pasa en mi cabrona isla pero tengo que desahogarme. Sí, tengo que desahogarme porque este tipo de mierda no pueden ser tolerada por nadie que se haga pasar como un verdadero fan del cine. Digo y para ser un fanático del cine no hay que ser un Guillermo del Toro de la vida y hacer películas para tener una opinión o algo así, sino que miren, cualquier persona que disfrute de echar culo por 1 hora y media para ver unos actores haciendo su papel e irse uno en un viaje. Tu sabes. Pues tengo algo que contarle porque me lo tengo que sacar del pecho porque esto a la verdad que esto esta cabrón. Mira pa ya. En el día de ayer yo tenía ganas de irme de cine. Yo cuando digo irme de cine es que quiero hacer un maratón de películas por toda una semana. Pues esa mierda es lo que hice. Me levanté, me hice una puñeta (solo una porque estaba ajoradito y con calor) y me dirigí al cine más cercano con ganas de ver una película que estaba loco por ver hace tiempo atrás. Esa película era nada más ni nada menos que Abraham Lincoln: Vampire Hunter.

Yo tenía una vaga idea sobre lo que trataba en la película. El cabrón de Abraham Lincoln se dedica a matar vampiros porque uno mató a su madre en una pelea de gallos. La película está buena, claro está, si la pueden ver sin un puto bebé cabrón al lado tuyo. Odio a los bebés en los cines. Mano que hostia. Si odio a los bebés que llevan a los cines más odios a los hijos de la gran puta que se los lleva con ellos pensando que es una excelente idea. Coño, es lo más cabrón que te puede pasar como seguidor del cine. Es por esto que este post se lo voy a dedicar a todas esas madres que debieron abortar a sus hediondas criaturas y sellarse las cricas con pega de carpintero. Sí, a esas malditas que a cuentas de su sentido común nos jode la fabulosa experiencia de ver una película con calma, y tranquilidad.

¿Qué? ¿Te sientes aludida? ¿Sientes que estoy siendo injusto con lo que digo? Pues aquí te dejo una lista que tienes que tener presente, fucking puta para que sientas vergüenza de tus malos hábitos cinematográficos:

  1. El cine no es un nersery: Entiéndelo perra, cuando uno va al cine uno va con ganas de disfrutar del entretenimiento del séptimo arte. Si tienes que ejercer tu rol de madre quédate en tu casa atendiendo a tu bastardo hijo.
  2. Los niños no son graciosos: Cabrones cuando llevas a tus hijos al cine, a nadie le importa un carajo las cosas que hacen ellos y ante todo, no son para nada graciosos. Cuando tu nene habla deseo encajarle un puño personalmente.
  3. Niños puercos: Nada como sentarte en el asiento donde un niño de mierda dejo estacionado unos nachos con queso justo en el medio de la silla. Cuantas veces he sentido el culo como si hubiera cagado una tortilla sin freír; eso, sin contar la opinión de la gente que se mofa de ti por tu bella mancha amarillenta que tienes adherida al culo
  4. Botadera de dinero: ¿Para qué carajos traes al cine a un bebé de 6 meses a ver Shrek parte 7? Cabrona coño si el cabrón no sabe ni en donde diablo está parao’. El solo quiere hacer dos cosas cagar en un pañal y mamar teta. ¿Qué caso trae llevarlo al cine? Eso esta peor que los papás que se llevan a sus fukin hijos de 3 años  a World Disney. Deben de darles por culo por igual.
  5. R de padres Retrasados: Solo un padre retrasado tiene la cualidad tan particular de llevar a sus nenes a ver películas tan aptas para los nenes como por ejemplo The Exorcism of Emily Rose ó Friday The 13th. A veces hasta veo a los mismos cabronsitos cuando son expuestos a estos filmes llorando e implorado de que por favor los saquen de ahí.

¿Ven? Son cosas sencillas que si usted como padre pudiera tener un poquito de buena fe se ahorraría la vergüenza de que un día, se de con migo y encuentre a su bebé, boca abajo ahogado en un vaso grande de Pepsi Cola.

 

Ya se, ya vendrán gente furiosa a opinar sobre que no todo el mundo tiene dinero para tener a alguien que le cuide a los nenes y defendiendo el salir en familia y eso, pero mi importa un bicho. Lo que yo digo es la absoluta verdad. La experiencia del cine es una individual en donde cada cual interpreta si la película es todo un éxito o una soberana mierda. Pero eso decisión la tomamos nosotros por los méritos del filme y no por la cabronería que vivimos mientras vemos el filme. Cabrón o cabrona que me lees, se consiente de que no todos vemos a tus hijos como una alegría de la vida, yo veo a los tuyos, honestamente tan agradables como una enema de cactus. Deja tu nene en tu casa, en casa de tu abuela, con una amiguita, con Ana Cacho o con el cristal trepao’ en el estacionamiento del Caribbean Cinemas si así lo deseas; pero por favor, no lo lleves al cine.

Esto fue un post pequeño pero que se joda. Lo tenía que hacer porque me jode y me rejode ser parte de un país en donde la gente aún piensa que un bebé annoying es un bebé cómico.

Mierda… Lorenzito se portaba bien.

Femme Fatale: Güireras chupa hombres

Primero que todo quería empezar cagándome en la madre que los parió. Segundo, gracias por el respaldo que le han dado a esta, mi blog y su blog, el blog de Merdócrata; un blog con un fin común que es el de llevar el mensaje de amor y esperanza a todos los hombres coge cuernos y a esas zorras de mujeres que tanto nos joden la vida pero tanto atesoramos vivir con ellas. A ustedes, gracias un millón y que el 2012 les traiga embarazos no deseados a las chicas y a mis hermanos hombres, muchos cueros y que les crezca la pinga 1 pulgada más. Son los deseos de su buen amigo inexistente, Merdócrata Bloguero.

Ahora, quería empezar el año con un tema que casi no toco mucho en el blog porque me gusta ser diverso y no ser redundante. Por eso es que decido hablar esta vez de mujeres. ¡Ah! ¡Las mujeres! Como la coca de Tony Montana  en su oficina, siempre embelleciendo nuestras residencias, producto del pecado, poseedoras de la santa magna crica, instrumento diabólico que tienta a los hombres y que ha llevado a los más temibles guerreros a sucumbir. Son las mujeres culpables de que muchos hombres tomen decisiones erróneas. Algunos dejan la familia por irse con ella, otros se privan de conocer otro amor y se enchulan de una sola penca, (error craso), otros simplemente optan por disciplinar a las muy perras, haciendo honores por supuesto el buen amigo Osvaldo Rios (seguidor número 1 de este blog). Pero hay mujeres que no son recomendables para ningún hombre, porque estas mujeres no saben su puesto. Estas mujeres son malignas, son letales. En el mundo en donde vivimos surcan nuestras calles y son bombas de tiempo listas por estallar. Ellas son las Femme Fatale.

¿Pero qué son las Femme Fatale? Si le preguntamos a  Wikipedia te dará una definición muy larga y toda esa mierda pero les voy a evitar tanta lectura toda esa mierda. Una Fmme Fatal no es otra cosa que una mujer que usa su cuerpo y su femeneidad para poder lograr sus propósitos en la vida, desde tener una casa, un carro, lujos, tarjetas de crédito, comidas caras, joyas, poder adquisitivo; lo que sea por tener estas. Una Femme Fatal es algo así como una güirera que quiere sacarle todo lo que pueda a un hombre en particular para joderlo lo más que se pueda. Son malas y malditas. No se pueden confiar en ellas. Arpías chupasangre de la masculinidad que tiendan al hombre con sus tetas y buen culo para sacarle el vivir a los buenos trabajadores, profesionales y obreros que nos quemamos las pestañas de sol a sol para poder tener lo poquito que nos da el dinerito.

Hay un sinnúmero de trepadoras Femme Fatale en nuestro mundo, tanto boricuas como extranjeras que gustan de chuparse un bicho siempre y cuando pueda chuparte también tu cuenta de banco. He aquí un ejemplo de las mismas:

¿Se acuerdan ustedes de Anna Nicole Smith? Esa artista porno que tenía unas transiciones de ser una mujer que no cagaba de lo buena que estaba a ser una mujer que se embarraba de mierda y luego regesaba a estar dura? Pues esa cabrona es un vivo ejemplo de lo que es una femme fatale. Con ayuda de su cuerpo y su bellaquería logró conseguirse tener una relación con un cabrón viejo de unos 135 años llamado J. Howard Marshall, que era un empresario y profesor con una cuenta de banco ultra hija de puta gracias a lo que le dejó su vida como magnate petrolero. ¿La fortuna del tipo? Nada, unos millones extremadamente largos. La cantidad exacta varía porque la muy cabrona se metió en un lío legal cuando el tipo murió y ella quería heredar el dinero y uno de los hijos de él igual quería hacer lo mismo. Una cabronería larga. Total la vida le pasó factura a Anna y un febrero 8 de 2007 esta puta muera ahogada en su propio vómito dentro del hotel Seminole Hard Rock Café en Florida cagándose en su madre para siempre y sus fotos de muerta regadas por toda la puta red.

Ya hablamos de una bicha ahí americana so que tenemos que darle paso a una bicha boricua, porque hay que darle equidad a las cosas. En Puerto Rico las Femme Fatale hay pero de a cojón pero luego de un estudio exhaustivo y para propósitos de no crear un post extremadamente largo y que ustedes pudieran casquetearse con las fotos de muerta de Anna Nicole Smith con tranquilidad, le daré mención a la próxima. Su nombre: María Del Pilar Rivera mejor conocida por la plebe como Maripily.  esta cabrona se le tilda de ser la mujer más ará de Puerto Rico y ser más bruta que el cantazo de una ratonera, pero yo difiero un poco de eso. Para mí que esta cabrona sabe lo que hace y que gusta hacerse la pendeja para poder salir en portadas de revistas en Econo y ser mencionada por todos nosotros en especial en blogs basuras sin sentido como éste. La tipa tiene un algo que le gusta a los hombres. Ella no destaca realmente por el tamaño de sus tetas ni eso, tampoco por tener el culo más cabrón del caribe… bueno, es que es ese tipo de mujer indiecita que todo fuckin bellaco del centro de la isla blanco quisiera tiznarse. Es simplemente una hembrota que nos comió la mente y nos desgastó la pinga de tanto masturbarnos con furia desde que la vimos salir en No Te Duermas y se volvió la usurpadora del trono de La Mujer que más Leche a sacado en Puerto Rico desde La Taína (R.I.P.). Esta tipa le gustó codearse con gente de buen nivel adquisitivo. Supo por donde moverse, le mamó la trapo de pinga a El Gangster, dejó que Funky Joe le metiera un dedito radiactivo en el culito y hasta causó que el empresario Juan Otero Meléndez se quitara la vida porque no se sentía “worthy” de poseer esta dama adornando el dash de su automovil con pedazos de cráneo y sesos. Algo no cool. Roberto Alomar, el primer pato en el Salón de La Fama de las Grandes Ligas fue también presa de la misma mujer y terminó jodido pasándole una fortuna a ella luego de un divorcio muy poco elegante. Ahora ella está saliendo con un tipo con dinero, empresario también y su nombre Michael Anthony De Prado. Mi consejo para el balsero: descarga las balas de tu magnum.

Pues esa es la que hay mi gente. Dos ejemplos y ambos muy crudos de lo que le espera tocar a un hombre que no se sabe proteger bien. No le tenga miedo a un hijo no planificado, eso se resuelve con un aborto, una pensión o con wákala, crianza y, ay fó, amor. Pero de algo que usted no se podría salir con la suya es de que se le pegue encima una Femme Fatale. Cuando algo le huela a que una hembra lo que quiere es sacarte el vivir económico HUYE, CABRÓN, huye como negro corriendo en el 10 K. Tu buen amigo Merdócrata no desea que desperdicies tu vida. ¡Déjate llevar por la bellaquera y la joda! Pero por favor cuidate, porque uno nunca sabe en qué recoveco de Shannan’s Irish Pub se encuentre una trepado, una arpía, una Femme Fatale.

¿Me llamaron?

¡Alerta Parabichos!

Todos hemos sido víctima, compañeros. Desde que nos destetamos de nuestra madre y empezamos nosotros a disfrutar de los plaseres mundanos de nuestra sexualidad nosotros descubrimos de todo aquello el cual nos estábamos perdiendo. Ese sentido de aventurarse a vivir la vida al máximo nos lleva a nosotros, los hombres, a estar con la pinga bien encendida y con ganas de undirla a una buena hembra que nos llame la atención. Quizás tengas varios intentos en esa noche para mojar el nugget. De ahí a que vayas a mojar el nugget son otros $20 pesos. Pero al menos lo intentaste. Las mujeres que se te negaron pues te lo dijeron y fueron frías contigo: “No quiero salir contigo, tengo marido” , “Lo siento, no se bailar”, “Hijo de puta no estaría contigo así tuvieras el miembro de Robocop entre las patas’,  ya tu sabes, los clásicos dichos que tienen las mujeres para sacarte el calso.

Ahora bien, siempre hay una mujer (o mujeres en ciertos casos) las cuales están en búsqueda de joderte una noche de joda y vacilón undiendo tu moral de hombre metiéndotela por el culo. Estas mujeres responden bajo muchos nombres: güireras, seteadoras, bichas, pellejos, cochocles, petardos, ¡pide que hay! Yo en este caso las llamo “Parabicho”. ¿Pero qué es una parabicho? Para eso estoy aquí para explicarle.

Compañero, yo soy un sujeto sumamente experimentado en la vida. He vivido muchas lunas fuera de mi casa, acompañado de botellas de Heineken sentado en la silla frente a la barra y hablando mierda con el bartender. El alcohol ha sido mi amigo incondicional y el bartenden aquel ser que me comprende y me presta sus oidos en tiempos de depresiones, desasociedo y melancolía. No obstante el bicho mío no quiere incar ni una botella de cerveza ni a un cantinero. Las trasnochadas que uno tiene acumuladas gracias a esa perra que no te quiso comprender te ha convertido en un tipo pajero. Te haces la puñeta 2 o 3 veces en la noche porque ya la mujer que tanto amaste no está contigo y tu pinga no se ha remojado en ese sabroso nectar incoloro y oloroso que solo posée las entrepiernas de una buena hembra.

Estás bellaco y solo y quieres chichar. ¡Vaya dilema! Miras a tu alrededor pero estás con la vista media nublosa por todo ese alcohol que tienes en la sangre. ¡Te jodiste bien cabrón! Pero te importa un bicho la vida y pides no solo una sino 2, 3, 4, 5 botellitas de la sabrosa verde que te hace olvidar penas. Pero un olor a perfume Escada Moonlight llega a tus narices y ves cómo se te acerca este individuo… no enfocas bien pero te le acercas un poco al rostro de esa mujer que se acaba de sentar al lado tuyo. Está rica. Tiene un rostro angelical, unos cocos bravos acompañados de esa raja que se dibuja en las tetas cuando la chica lleva ese escote pronunciado, unos muslos gorditos cubiertos por unos jeans bien apretaditos y supones que deba de tener un culo cabrón.

Te presentas. “Soy Ron Jeremy Merdócrata y tengo el bicho grande.” Ella te sonríe y se presenta a si misma. “Soy fulamita de tal, veo que la estás pasando bien. ¿Qué bebes?”. Es ahí donde te cagaste en tu madre mi hermano. Ya ella hiso su movida y tu de pendejo posiblemente no te diste de cuenta porque estabas borracho hasta las tetas. Pero qué carajo. Tu quiéres ser cortes y le respondes con una invitación a una bebida pues ella te cuestionó. ¿Qué le pides? No sé. Cualquier mierda de esas que le gusta a las chicas beber. Tequila Rose, Smirnoff Apple… un Cosmopolitan… alguna pendejá de esas. No reparas en gasto. Le dijiste que pidiera lo que quisiera y que se joda. Te costó maricón. Whatever. Ella te comienza a hablar con ese acento artificial y tonito que te enrreda en sus deseos. Son como sirenas. Las escuchar y te enchulas y cuando caes en su encanto prepárate para ser ahogado. Te llama la atención. No sabes que tiene ella que otra no. Más aún, no sabes por qué carajo una persona como tú, un puerco, lechón, jamón y pelao pudo lograr que tremendo ejemplar de hembra se sintiera atraido por ti. Pero es como decía mi tío, “El Hombre Pelao Apesta a Mierda” y yo estoy conciente de ello, no obstante yo no pienso ser el más pendejo en decirle que tengo mi dinerito contado. Pero la sigo a ella. Sigo sus labio y su mirada que llevan consigo una carga de interés brutal. Le ofreses un traguito más y ella te dice que sí y tu mamao le sigues ofrenciendo más y más y más.  Tu piensas que eres todo un macho completo, te le acercas al oido a ella y le dices con tu voz rasposa “Mami, quiéres ir a un sitio para estar solo?”.

Ella acepta y cuando vas al estacionamiento y estás abriendo la puerta de tu carro ella te detiene en seco. “¿Qué haces?”, te cuestiona la muy cabrona. Tu eres sincero y le dices “Te lo quiero meter”. Ella se hace las sorprendida y pone cara de que te quiere sacar los ojos. ‘Mira tu me confundes. Yo no soy de ese tipo de mujeres, ok? ¡Ubícate!”. WTF!! No sabes que culo pasó, solamente lo último que viste es un celaje de una bofetada que aterrizó en tu rostro y te dejó la cara llenita de dedos. Te cagas en Dios no sin antes ver como ella se aleja con su trago en la mano y moviendo el culo al compás más sexual de todos.

Te la jugaron, welebicho. Fuiste la víctima de una parabichos. ¿Cómo podemos nosotros los hombres defendernos de estas putas alimañas que pueblan nuestro mundo varonil? Aquí estoy yo para decirles y no caigan en la trampa.

  • ¡Ubícate! : Primero que todo tienes que saber de tus alrededores. ¿Dónde culo estás? ¿Qué tipo de personas frecuentan el lugar donde te encuentras? Tu sabes bien que si estás en un chinchorro de esos de mala muerte que tienen los salamis verde curándose y te sirven cerveza con mortadella las probabilidades de que veas una buena hembra es casi nula. Pero si te vas a Shannan’s te podrás ver a la juventud boricua que aún frontean de que pueden beber porque se han dadoun Cuba Libre y se sienten cool. Allí por población te darás de cuenta que hay muchas chicas y por ende, mas población de mujer equivale a más chance a que haya una población considerable de parabichos.
  • ¿Qué tan ajumao’ estás? : Es importante de que aprendas a conocerte a tí mismo. O sea, yo personalmente se cuando estoy borracho o no. Conozco los efectos que producen el acohol en mi cuerpo. Yo siento hormiguitas en la cara y tengo lso reflejos lento como si estuviera esquivando balas en el puto Matrix. No puedo enfocar bien la vista y me cuesta identificar bien a alguien. Tipo, quizás esa parabicho que se te acercó estaba más fea que la palabra zobaco, pero como estabas ajumao’ pues la vista como si fuera Angelina Jolie.
  • Malicia : ¿Para qué carajo una mujer que a penas te está conociendo está como loco pidiendo y pidiendo que le pagues tragos? ¿Por qué ser tan pendejo mi hermano. Tu no pagues tragos a nadie que no conozcas. Si vas a pagar procura que sea máximo una vez y más nadie. Máxime ten ojo por el precio de la bebida que está consumiendo la hija de puta esa. Que si quiere otro palo tiene que pararte el palo. jujú, que chistoso soy.
  • Pal carajo tus amigas : ¿Cómo es eso de que ella quiere joder contigo, casualmente te dirija hacia la mesa donde se encuentra sus amigas y las muy cabronas se la pasan mirando y secreteando de arriba pa’  bajo y la única palabra que solo escuchas es la de sus amigas pidiendo bebidas y esperando que te pongas pálido. Cuando notes eso párala en seco y lárgate de allí. Tu solo quieres tirarle maíz a una y no a varias.
  • Háblame de bicho : Una mujer que te esté tirando a más no poder y que realmente quiera tener algo contigo no debe de sentir ningún tipo de stress. Para nada, so que debes de esperar una repsuesta que vaya directamente con usted como persona que está loco por hechar un polvo. Tírate par de chistes, hazla reir y cuestiónale en su momento tu pesar. Respira hondo y dile “¿Cuándo vamos a chichar?”. Sencillo. Si se pone comemierda entonces esa mujer simplemente no espera más nada contigo. Mándala pal carajo y sácale el dedo malo y le dices “Pa tu culo!” .
  • ¿Puedo venirme en tu culo? :  Vamos a probarnos de verdad. Una mujer que sea genuinamente bellaca no se pondrá a comer mierda a la hora que tu te pones a hablar. El primer tema ponlo tú siempre y ponte al nivel subhumano y pregunta cosas que realmente la haga pensar. Yo personalmente opto por preguntarle si le gusta que la pongan a cagar pa’ dentro, que si gusta de tragar la leche y si gusta de los Golden Showers. Eso acompañado de la idea de que te gusta que se te caguen en el pecho va a demostrar de que tú realmente eres un hijo e puta y que estás en búsqueda de un bellaqueo libre de preocupaciones, reglas e intenso que no puedes controlar.
Las parabicho son creativas y amas y señoras del flirteo. Eres tu como hombre saber cuándo decirle basta a estas putas que solo te bellaequean por los tragos de que TU ERES EL HOMBRE y que Dios te dio un bicho y es para mandar. Que lo que tu quieres es poner a capotear a una jebita en tu Daewoo y aliviar tus tensiones. Eres tu el responsable de darse a respetar y de cuidar de tu propia hombría.
Hombres, que una parabicho no abuse de usted. Busque ayuda, vaya a la policía, lea mi blog, léase este post y lea los comentarios que dejarán unos cabrones y cabronas que siguen este blog. No dejes pasar la oportunidad de ser un hombre precavido. Prevención & Bellaqueo quizás suena como agua y aceite pero en ciertos casos es como Ovaltine con leche. Se mezcla bien y sabe cabrón.
No nos van a joder.
¡Putas a nosotros no nos engañan!

Puerto Rico… déjese de pendejases y póngase a trabajar…

Por: El Escarabajo

 

¡Saludos queridos lectores! Hace no tanto atrás yo mencioné que iba a escribir sobre los cupones y el mantengo en Puerto Rico. Concluí que sería mejor hablarles sobre las consecuencias del “cuponeo” , el vivir de la teta del gobierno, la politiquería y nuestra apatía e indiferencia como pueblo.

Recientemente la profesora Linda I. Colón Reyes, de Estudios Generales de la UPR de Río Piedras, publicó el libro Sobrevivencia, pobreza y “mantengo”-La política asistencialista estadounidense en Puerto  Rico: el PAN y el TANF (Ediciones Callejón, 2011). De manera analítica, precisa y académica, Colón muestra por medio de gran cantidad de tablas y diagramas las cantidades y porcientos de las diversas poblaciones en sus respectivas épocas que han recibido las ayudas del gobierno. El prólogo del libro, titulado El Mendigo Que Se Creía Rico, fue escrito por el profesor Héctor Meléndez Lugo. El prólogo del libro es lo suficientemente aterrador o controversial (depende de cuan consciente o no usted esté de nuestra situación social y la del resto del mundo) para poner a cual quiera a pensar y a reflexionar.

Meléndez comienza diciendo que Puerto Rico se cree un mito de algo que no es: que somos una nación del “primer mundo”. Sobre esto Meléndez dice esta extensa cita:

“Es extensa la mitología en Puerto Rico de que esta isla antillana pertenece al “primer mundo”  y está por encima del llamado tercer mundo y de la generalidad de los estados nacionales del globo que, desde distintos grados de debilidad, intentan desarrollar sus economías frente a mil obstáculos. En general, las cientos de naciones del mundo moderno deben de abrirse como empresas. Bajo presión de su necesidad de avanzar y de las luchas sociales a su interior, modifican progresivamente sus regímenes jurídico-políticos, sus Estados. En cambio, Puerto Rico está en otro espacio: está fuera del barrio malo que es el mercado mundial. Pero ¿en cuál espacio está?

Puerto Rico no se corresponde con ningún grupo o zona de países de los que el análisis social suele formular. Esto ha facilitado una operación ideológica muy difundida en la Isla: identificar a Puerto Rico con el llamado primer mundo, ya que la Isla está en buena medida integrada a Estados Unidos en lo social, cultural, político y legal. En Puerto Rico, hay una intensa circulación de mercancías y dinero; y el “estilo de vida” dominante es el de Estados Unidos, la nación más rica y militarmente poderosa del mundo, nada menos…

No llega Puerto Rico, pues, a ser siquiera del “tercer mundo”. Los países a que se refiere esta frase frecuentemente han trazado estrategias nacionales de desarrollo agrícola e industrial. Puerto Rico carece de estrategia propia. Todavía debe hacerse como país, aunque esto sea difícil de entender para la mentalidad acostumbrada a una abundancia artificialmente bombeada. Hasta doctores ilustrados exigen que la Universidad de Puerto Rico imite rigurosamente las academias del primer mundo.

En ámbitos internacionales en la década de 1950, se empezó a hablar de un pequeño “primer mundo” compuesto por los países más ricos y poderosos, un “segundo mundo” compuesto por los países socialistas que existían entonces y un “tercer mundo” constituido por el resto del globo. Diversos autores indican que, desde fines del siglo XX, la concentración y centralización del capital transnacional han sido tan implacables que ni siquiera existe ya el “tercer mundo”, pues se debilitaron o destruyeron las estrategias de desarrollo de numerosos países subordinados y pobres, si bien en el presente puede que estén repuntando en varios casos, por ejemplo con los proyectos socializantes en Suramérica y en otros en distintas regiones. Desde los años noventa, algunos sociólogos hablan de un “cuarto mundo”, constituido por países, regiones o masas sociales en todos los continentes, que viven al margen de la producción, del mercado legal y de la riqueza. Puerto Rico tiene algo de esto”.

¿Qué quiere decir toda la mierda que acabo de mencionar? Que no estamos mal. Estamos

malísimos.  No tenemos industria, ni agricultura. No somos del “primer mundo”, como siempre nos han hecho creer. Peor. Posiblemente somos del “cuarto mundo”. Si usted  cree que estamos bien que por tener carro, jangueo, playstation, moteles comodos, mascotas que se tratan al nivel de personas y otras mierdas más. Piénselo dos veces. ¡NO! Hay que dejar la politiquería barata y educar a una población que lleva cuatro generaciones de mantenida. Gente… lo que viene no está fácil…